Sesión de ‘coaching’ en el Centro de Día Bekoetxe

Sesión de ‘coaching’ en el Centro de Día Bekoetxe
nov

12

2015

Sesión de ‘coaching’ en el Centro de Día Bekoetxe

Los deportistas Iñaki Castañeda y Alfredo Olabegoia relataron los pormenores de su travesía en bicicleta por la legendaria Ruta 66 y animaron a los usuarios a practicar alguna actividad física y a superar retos

¿Es posible  recorrer casi 4.000 kilómetros con discapacidad y en una bicicleta adaptada? Es posible. El atleta Iñaki Castañeda realizó la Ruta 66 de Estados Unidos; sí, las 2.448 millas (3.882 km) que discurren por el legendario itinerario que tomaban los emigrantes que iban al oeste, desde Chicago hasta Los Ángeles. Su amigo Alfredo Olabegoia fue su compañero de fatigas en esta gran aventura y su intérprete.

Ruta-66

Pedaleando por la inclusión

Iñaki y Alfredo se plantearon el viaje al revés. En abril de 2014, salieron de la playa de Santa Mónica de Los Ángeles hacia Chicago. Su hazaña, que fueron contando etapa por etapa en el blog de Fekoor, es un ejemplo máximo de inclusión, de superación… Y si el coaching ayuda en el desarrollo personal generando autoconfianza, autoconfianza y optimismo es lo que los dos deportistas infundieron a las personas que se reunieron en el Centro de Día de Daño Cerebral Bekoetxe para escucharles.

Iñaki Castañeda perdió las piernas en 1993 en un accidente de tráfico. “El reto empieza por adaptarse a la discapacidad”, dijo a los usuarios de los Centros de Día de Daño Cerebral Bekoetxe y Lurgorri. “Asumirlo es más duro psicológica que físicamente. Vas a estar a miles de kilómetros, lejos de casa y no te puede pasar nada. No puedes permitírtelo. Mentalizarte de que puedes conseguirlo es lo difícil”. En esto coincidían los dos protagonistas: “Hay que tener claro lo que quieres hacer, y también capacidad de sufrimiento”, corroboraban.

Ruta 66 Bekoetxe

Hubo muchas preguntas y gran interés entre el público. Castañeda y Olabegoia, conocedores de la Agrupación Deportiva Aita Menni (ADAM) animaron a sus oyentes a hacer deporte. “Tenéis que ser positivos, tener actividad física como mínimo media hora al día. Porque la vida sedentaria no hace que perdamos el apetito y cuantos más kilos cojamos mayor será nuestra discapacidad”, sentenciaba Castañeda, a la vez que recordaba que la mayoría de las habitaciones para personas con discapacidad de la Ruta 66 estaban ocupadas casi siempre por personas con obesidad mórbida.

La 66

La carretera 66 cruza ocho estados y pasa por grandes ciudades como Oklahoma City, San Luis, Santa Fe o Springfield. Es una antigua ruta con tramos del original trazado que conducen a viejos moteles, gasolineras y más de un pueblo que vivió tiempos mejores. Durante la travesía, dividida en 40 etapas, los dos deportistas hicieron una media de 100 kilómetros por jornada. Aunque algunos días, debido a que no encontraban lugar donde pernoctar, tuvieron que recorrer hasta 120 km.

Ruta 66 -Sta Monica

Tras completar este recorrido, Castañeda puede haberse convertido en el primer ciclista en cruzar Estados Unidos en una handbike de costa a costa y sin coche de asistencia. El único apoyo que tuvo fue el apoyo incondicional de Alfredo, que habla inglés y transportaba en bicicleta un remolque con el equipaje. Dos “Robinsones” que ni siquiera contaron con la ayuda del GPS.

Con 64 años, Iñaki Castañeda es un deportista de élite. Ha ganado 8 oros, 2 platas y 2 bronces en los Campeonatos de España de Atletismo; quedó en el puesto 14 en el Campeonato de Europa de Media Maratón (Lisboa, 2011); obtuvo el título de campeón de Europa de Paratriatlón de larga distancia en Vitoria en 2010 y el de campeón de España en media distancia de dicha disciplina en 2011, también en Vitoria; en 2003 fue bronce en la prueba combinada en el Campeonato de esquí de España, y así un largo etcétera.

Alfredo Olabegoia, que cumplió 66 haciendo la Ruta 66, no se queda atrás. Baste decir que fue uno de los pioneros en completar el Ironman de Hawai en 1988 y sigue en activo.

Juntos dejaron atrás un tornado, soportaron el frío y el calor, el cansancio, el dolor de espalda de Iñaki por haber tenido que cargar con la silla de ruedas sobre la handbike, las averías mecánicas y hasta el miedo en algunas situaciones. Fueron muchas las dificultades pero nunca pensaron en desistir. De hecho ya están perfilando su próximo reto: posiblemente un recorrido por la costa del Pacifico, desde México hasta Vancouver (Canadá) y más cerca, la Vía de la Plata.

Juntos, Iñaki y Alfredo, Alfredo e Iñaki, han demostrado, una vez más, que la discapacidad no impide cumplir los sueños.

672394_route_66_foto300x168
* Aquí se puede escuchar a entrevista en directo con Iñaki y Alfredo en el programa de Radio Euskadi “La Casa de la Palabra” (22 de mayo de 2014, minuto 20 aprox.).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>